The Mandalorian (T2): Pues podrían dejarla aquí y no pasaría nada

El cazarrecompensas Mando y “el Niño” continúan su aventura por la galaxia tras el enfrentamiento con Moff Gideon. Con la caída del Imperio Galáctico y sus consecuencias, el camino no se presenta fácil para este carismático dúo que, mientras se abre camino, tiene que enfrentarse a enemigos al tiempo que suma nuevos aliados a su causa.

Aunque imagino que, si te has atrevido a abrir la entrada es porque estás al día con la serie, me quedo más tranquilo si te digo que tengas cuidado con los posibles SPOILERS a partir de aquí.

Dicho esto, podemos arrancar el análisis a de una de las series revelación del momento y que ha supuesto que Disney+ se anime a expandir el universo ‘Star Wars’ a través de su canal. Lo cierto es que ya dije que me gustó, pero sin compartir el entusiasmo generalizado, y me mantengo en mis trece. Es más, ¿Soy el único que piensa que, si esto termina aquí, no pasaría absolutamente nada? Porque, seamos sinceros, el viaje ha sido entretenido, le hemos cogido cariño a Mando (al que, por fin, hemos visto el rostro y por una buena razón) y a Grogu, hemos tenido nuestros momentos fan-service véase Ahsoka Tano véase cutre-CGI Skywalker (lo digo con lástima, pues aún recuerdo aquel Hopkins rejuvenecido de ‘Westworld’).

Ahora me saldrán todos aquellos que querrán saber el porqué de Grogu y de dónde lo situamos de cara a la nueva trilogía y yo podría contestar que, sinceramente, habría funcionado como McGuffin. No sería la primera vez que nos quedamos sin respuesta y si finalmente hay una tercera temporada, como todo parece indicar, no tengo tan claro que vayan a tirar por esa senda argumental y si más por ver la batalla de poder que se augura entre Mandalorianos. Y eso es algo que puede gustar a los más fans, pero que me parece menos interesante argumentalmente hablando.

Así, insisto, podrían dejarlo aquí y no pasaría nada. ‘The Mandalorian’ ha cubierto las expectativas de forma satisfactoria y ha ampliado el universo con sentido común y sin ases en la manga. Continuar se antoja complicado, pero quién sabe hacia dónde nos llevará todo esto. El universo es infinito.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .