El Justiciero: Digna de los años mozos de Willis

Paul Kersey es un famoso cirujano que vive con su familia en Nueva York. Un día, su esposa y su hija son brutalmente atacadas en su casa. Paul, que siempre había sido un tipo tranquilo, siente cómo la sed de venganza va apoderándose de él. Con la policía sobrecargada de crímenes, decide tomar la justicia por su mano e ir en busca de los agresores de su familia y de paso enfrentarse a todo tipo de criminales de la Gran Manzana. A medida que las víctimas acaparan la atención de los medios, la ciudad se pregunta si este vengador es un ángel guardián… o un simple justiciero.

Que no está en su mejor momento es un secreto a voces, y más cada vez que intento recordar/olvidar ‘Desaparecido en Venice Beach’. Solo la idea de que va a volver a trabajar con M. Night Shyamalan me hacía mantener viva la esperanza en que Bruce Willis vuelva a ser el que era. Pero esta película me ha vuelto a levantar el ánimo.

La nueva película de Eli Roth, ‘El Justiciero’, bien podría haber sido filmada en su época dorada, aquellos maravillosos finales de los ochenta y principios de los noventa en los que cada año daba a luz un nuevo thriller de acción policial.

Construída a partir del guión de Joe Carnahan, sitúa la acción en Chicago, una ciudad que se nos vende como un foco de crimen en el que los robos, drogas, violaciones… están a la orden del día. Su principal virtud es que no se anda con remilgos, se toma su tiempo para narrar una historia (convencional, no deja de ser una película sobre la venganza) y, además, ofrece satisfacción a su público potencial. ¿Quieres ver a Willis repartiendo estopa? Vale, pero mira porqué hace esto y aquello. Willis lo hace y dando la sensación de que es la primera vez en la vida que empuña un arma.

Es cierto que la idea que plantea podría originar algo de polémica, pero creo que es mear fuera del tiesto. ‘El Justiciero’ está hecha simple y llanamente para entretener y para que su protagonista, a ritmo de AC/DC vuelva a la primera línea cinematográfica. Nada más. Para mí ha sido suficiente, me ha convencido.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .