Dunkerque: Perfectamente inmersiva pero nefastamente histórica

Año 1940, en plena II Guerra Mundial. En las playas de Dunkerque, cientos de miles de soldados de las tropas británicas y francesas se encuentran rodeados por el avance del ejército alemán, que ha invadido Francia. Atrapados en la playa, con el mar cortándoles el paso, las tropas se enfrentan a una situación angustiosa que empeora a medida que el enemigo se acerca.

Aquellos que me leéis habitualmente sabéis, perfectamente, que me fascina el cine de Christopher Nolan y no suelo perderme ninguna de sus películas. Me he resistido a ver ‘Dunkerque’ casi hasta el final de año porque había leído las discrepancias de la crítica y solo la veo para incluirla o no en la típica lista de lo mejor del año. Al final, salgo bastante defraudado.

Es una pena, porque hay una parte del film que Nolan clava de forma brillante y es esa en la que ‘Dunkerque’ es un ejercicio inmersivo en el paradigma bélico, gracias a su espectacular fotografía, efectos y a su banda sonora (pelín machacona en algunos momentos pero que mantiene la tensión en el espectador y le hace partícipe de la batalla que se está librando en esos momentos). Es decir, ‘Dunkerque’ sobresale perfectamente en el apartado técnico.

Pero mientras veía la película, no paraba de rondarme una idea en la cabeza y es que hay una ausencia histórica importante. Podéis tomaros ese “histórica” en su doble sentido porque va por ambos lados:

Primero porque ‘Dunkerque’ no es, ni mucho menos, un relato fiel a la historia que pretende contar (entre otras muchas cosas, porque ignora a el bando francés de forma alarmante)

Y segundo porque, realmente, no tiene una historia que contar y esto es mucho más llamativo en un film que viene firmado por el mismísimo señor Nolan, que nos ha presentado personajes de todos los tipos a lo largo de su filmografía pero que, aquí y ahora, no tiene a ningún hombre de carne y hueso. Hay un grupo de soldados, pero en ningún momento empatizo con ellos porque no trasmite nada. Nolan quiere rendir tributo a aquellos hombres caídos… sin que realmente sepa si me tienen que caer bien, mal o regular.

Es decir, ‘Dunkerque’ se presenta como la película más desconcertante de su director. Una experiencia visualmente atrayente pero nefasta argumentalmente por todo lo que hemos comentado. Una pena, porque había material para hacer algo importante.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .