Cincuenta sombras más oscuras: Un capítulo alargado de telenovela

Cuando Christian Grey, que se siente herido, intenta convencer a Anastasia Steele de que vuelva a formar parte de su vida, ella le exige un nuevo acuerdo antes de aceptar. Pero cuando la pareja empieza a ser más confiada y a tener una cierta estabilidad, aparecen mujeres del pasado de Christian decididas a frenar en seco sus esperanzas de un futuro juntos.

Es cierto, si la primera entrega no me había gustado y la catalogué entre las peores películas del año, ¿Por qué ver ‘Cincuenta sombras más oscuras’? Pues por confirmar mis sospechas y ver que no estaba equivocado, por intentar entender una vez más un fenómeno que se escapa completamente de mis manos. Es imposible, mi mente no es capaz de digerir que esta película sea un éxito mundial.

No encuentro en sus dos horas de metraje una sola razón para animaros a ir al cine a verla. Una cosa es cierta: sus responsables se sienten más a gusto rodando la película. Veo a James Foley haciendo la película que él quiere hacer debido a que las escenas de sexo en esta entrega quedan un poco más minimizadas que en la anterior. Sabe que librado el impacto inicial, tienen que ser los protagonistas los que nos atraigan a la historia.

Ahí están Dakota Johnson y Jamie Dornan, en un segundo intentó (él) de parecer un guaperas y (ella) de ser la chica buena. Pero en esta no puedo evaluar las actuaciones porque me resulta absolutamente inverosímil que una muchacha normalita, con cierto nivel de cultura sea tan sumamente estúpida de enamorarse de un chulo machista y misógino y menos cuando te lo demuestra cada dos por tres.

El crimen del film no termina ahí, si no en dejarlo todo a modo de cliffhanger para que te muerdas las uñas y desees ver la nueva entrega cuanto antes. No importaría si no fuese porque en toda la película no ha pasado ABSOLUTAMENTE NADA. Nada reseñable, ni un momento en el que pienses que la historia puede cambiar… ni siquiera ese villano metido con calzador o esa iniciadora con cara de Kim Basinger humillada. Nada. Repito: NADA.

¿Lo peor de todo? Es que terminaré viendo la tercera entrega por ver si al final hay algo reseñable. Pero vosotros, amigos míos que me leéis, evitadla en todo lo posible. Se me ocurren millones de formas de pasar el tiempo y millones de películas para ver antes que esta.

¿Lo mejor? La canción de Taylor Swift y Zayn Malik.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s