Pulp Fiction: Un clásico (casi) reciente

Referente y enfant terrible del cine americano actual, tras sorprender al mundo entero con ‘Reservoir Dogs’, Quentin Tarantino logró que el público (un éxito en taquilla) y la crítica (ganó, entre otras cosas, la Palma de Oro en Cannes y el Oscar al Mejor Guión Original) se rindiesen definitivamente a sus pies con ‘Pulp Fiction’, una obra maestra indiscutible para toda una generación.

Siempre me han llamado mucho la atención las películas que tienen varios personajes que actúan casi al nivel de secundarios, pero que son principales en la historia que les envuelve. Son películas de historias entrecruzadas, que suceden en un mismo lugar y casi al mismo tiempo pero el caso que aquí nos ocupa tiene un plus. Cada historia está entrelazada, de algún modo, con la historia que viene a continuación, haciendo que la sola acción de uno de los personajes, de cualquiera, afecte al resto.

Jules y Vincent son dos matones/asesinos a sueldo con pocas luces. Ambos trabajan para Marsellus Wallace, casado con Mia. Marsellus pide a Vincent que cuide de Mia una noche mientras se encargan de recuperar un misterioso maletín. Mientras, Marsellus intentará convencer a Butch, un boxeador, de amañar un combate.

Y todo esto filmado por uno de los mejores directores del cine americano actual: Quentin Tarantino. Los bastardos, Django, Kill Bill… te pueden gustar más, te pueden gustar menos, pero todas tienen algo que hace que no se te vayan de la cabeza. Tarantino siempre juega en esa delgada línea del plagio/homenaje con ideas sacadas de su cabeza de cinéfilo empedernido. ¿O no es ese maletín un McGuffin en toda regla?

Cada línea de diálogo, sacudida con mala baba, sarcasmo, ironía y un toque cómico es un ejemplo de guión. Tarantino extiende el universo que él mismo ha creado en ‘Reservoir Dogs’ con autoreferencias (¿Es Vincent Vega el mismo personaje o el primo-hermano del Vic Vega de ‘Reservoir Dogs’?).

Y no es una película “fácil de seguir”, Tarantino nos cuenta tres historias en el orden en el que le da la gana y ya no la puedes imaginar de otra manera (aunque en tu cabeza intentes ordenarla). Su estructura narrativa está llena de saltos y rupturas temporales, flashbacks y flashforwards. Pero si la intentas contar de otro modo, puede que la película no te enganche tanto si no es con el intrigante arranque inicial.

Tarantino sabe donde poner la cámara en cada instante y en cada escena y sabe como quiere que sucedan las secuencias. Otro punto fuerte como director, es su exquisito gusto a la hora de seleccionar la banda sonora y su utilización en el montaje final. Sobre salen el Girl, You’ll Be A Woman Soon de Urge Overkill, Misirlou de Dick Dale & His Del-Tones (tema de los créditos iniciales) o el Flowers On The Wall de The Statler Brothers. Un privilegiado que puede rodar lo que quiere y, casi seguro, con la gente que quiere.

Los actores que escoge son muy importantes. Aquí estamos ante el mejor reparto posible, un reparto estelar. No puedes imaginar a otro actor interpretando uno de los papeles: Jules es, y siempre será Samuel L. Jackson, Bruce Willis Butch, Vincent Travolta…

La película tiene tantos momentos épicos, míticos o grandiosos que es difícil recopilarlos todos en un post. Desde Jules diciendo pasajes de la biblia a Butch, atropellando a Marsellus Wallace. ¿O cómo olvidar el extraño y casi surrealista encuentro zon Zed y su amigo? ‘Pulp Fiction’ es una obra maestra casi contemporánea y película más influyente de los últimos años.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .