Grand Piano: Ahora ya sabes lo que es el miedo escénico

Un pianista se sienta al piano tras un largo retiro y se encuentra una nota amenazadora en su cuaderno de notas en la que se le obliga a ejecutar el mejor concierto de su vida si quiere salvar su vida y la de su esposa. Si falla una nota, está muerto.

criticaGrandPiano-Interior

Viendo el argumento y la propuesta que nos ocupa, está claro que ‘Grand Piano’ no juega en la liga de primera división aunque se note que esté bien hecha y currada (tiene algunos muy buenos planos). Ésta, juega en segunda, en la liga de dar noventa minutos de tensión y emoción y que nos olvidemos pronto de lo que estamos viendo. Y lo consigue a partes iguales.

Sorprende este producto dentro del esquema cinematográfico español y sin duda hay que aplaudir su existencia. Da algo distinto a lo que no nos tiene acostumbrados el cine patrio.

Aunque Elijah Wood me siga recordando a Frodo en cada movimiento de cara (creí en más de una ocasión que iba a pedir ayuda a Samsagaz Gamyi), John Cusack está desmelenado (que rara se ha vuelto su carrera de un tiempo a esta parte) y recordándonos al Kiefer Sutherland que torturaba a Farrell en la cabina telefónica de la ‘Última llamada’. No en vano, la película bebe mucho, muchísimo y quizás en exceso de la magnífica película de Joel Schumacher queriendo recrearse, a ratos en exceso, en la música.

Una película tan entretenida como fácilmente olvidable con algún detalle (funcionamientos del piano por dentro en pleno clímax) reseñable. Para pasar el rato.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s